20 de febrero de 2018

PUIGSACALM 1514m, PUIG DELS LLOPS 1486m. Serra de Puigsacalm [Invernal]

Otras ascensiones a Puigsacalm:
- Puigsacalm 1514. Serra de Puigsacalm [Diciembre 2016]



[Febrero 2018]

A primeros de mes acudimos a la Sierra de Puigsacalm y ascendemos su cumbre principal, el Puigsacalm de 1514m y su estética cima secundaria Puig dels Llops de 1486m. Esta jornada la dedicamos a una invernal asequible, en cotas bajas tras las fuertes nevadas que ha ido acumulando esta semana, evitando la altitud donde aún hay borrasca y el alto riesgo de aludes presente. 

Ascendemos por la ruta normal des del Coll de Bracons por donde volveremos completando una amable ruta de unos 10kms y 500m de desnivel. 

[Vista del Puigsacalm des del Puig dels Llops]

Aparcamos en el Coll de Bracons a 1132m. Encontramos buen de nieve des del mismo aparcamiento. Tomamos el sendero que sale subiendo la particular escalonada en roca para adentrarnos en el bosque. 

[Aparcamos en Coll de Bracons]

[Tomamos el sendero]

[Entramos al bosque]

Encontramos un buen paquete de nieve aun en cotas bajas como estamos hoy. Seguimos el sendero dentro del bosque cuidando los resbalones del hielo en el camino. Seguiremos la huella principal hasta la Font de Tornadissa donde saldremos de la vegetación para continuar subiendo la loma hoy nevada que lleva a las cumbres.

[Cantidad de nieve]

[Font de la Tornadissa]

[Salimos del bosque y se abren las vistas]

Seguimos la pala de nieve que sube. Se abren las vistas. Al oeste una visión de lujo sobre el Pedraforca y el Cadí. Al Norte el Pirineo fronterizo no tiene muy buena pinta con unas nubes negras que lo cubren y nieve a más no poder. Seguimos el sendero hasta la barrera de madera. 

[Pedraforca y Cadí]

[Progresamos por la loma nevada]

[Atravesamos la puerta de madera]

Una vez pasados a la otra vertiente ya vemos nuestro objetivo principal sobre nuestras cabezas. Ondea la bandera cimera del Puigsacalm no muy lejos ya. Seguimos la traza con cada vez más nieve y ascendemos el repecho que nos deja en el punto más alto de esta Sierra.

[Sendero hasta el repecho final]

[La subida a la cumbre]

[Y aparece frente a nosotros la cumbre del Puigsacalm]

Llegamos así a la cumbre del Puigsacalm, a 1514m. Las vistas del entorno tal día como hoy, todo teñido de blanco, son muy diferentes de la vez anterior que subimos el Puigsacalm sin nieve. Un disfrute del que inmortalizamos algunas fotos, aunque éstas no acaben de plasmar el aire frío que corre y que corta, el sol de invierno que calienta sin calentar, o lo hostil y cambiante de la naturaleza y la montaña en las diferentes estaciones. 

[Foto de rigor en la cumbre del Puigsacalm, a 1514m]

[Vistas al Suroeste sobre la Serra de Puisacalm. Montserrat al fondo]

[Al Sur St. Julià de Cabrera, y Montseny y Matagalls al fondo]


[Al Norte las nubes cubren las cotas altas del Pirineo]

[Al Este siguiendo el cordal nos llama la atención el Puig dels Llops]

Como hemos llegamos antes de lo previsto, la ruta es suave y vamos bien, nos quitamos el frío continuando algunos metros más la salida y curioseamos y hacemos cumbre en la cima secundaria que se levanta al Este del Pic de Puisacalm, la estética punta del Puig de Llops de 1486m. Desandamos sendero hasta la encrucijada donde tomaremos dirección este a buscar esta otra cumbre. 

[Dejamos atrás la cumbre del Puigsacalm]

[Dejamos el sendero principal, seguimos el cordal al Este]

[Puig dels Llops cada vez más cerca]

En poco llegamos al pie del Puig dels Llops. Un puente de roca es el repecho final para llegar a esta cumbre que nos parece tan estética. No tiene mayor dificultad, con sensación de vació a ambos lados y cuidando los pasos para no resbalar con la nieve. Vamos a por los metros que nos faltan.

[Estético paso al Puig dels Llops]

[Sensaciones]

[Ganamos los metros que nos separan]

Llegamos a la cumbre del Puig dels Llops a 1486m. Detrás de nosotros siguiendo el cordal al Oeste el Puigsacalm de donde venimos. Merece la pena alargar un poco la ruta y llegar hasta aquí también. Otro rincón de esos que esconde hasta la montaña más humilde, un paisaje, un mirador, un paso diferente, un momento concreto que nos permite llegar a sentir ese algo que aquí nos trae. 

[Foto de rigor en el Puig dels Llops a 1486m]

El aire se está levantando y enfría a cualquiera. No podemos quedarnos parados mucho tiempo por lo que desandamos la arista de nuevo y ponemos rumbo de vuelta por donde hemos ascendido. 

[Descendemos]

[Última vista atrás. Espléndido Puig dels Llops]

Volvemos hacia la huella principal. De ahí seguiremos a la otra vertiente cruzando la puerta de madera, descendiendo la ladera de nieve y de la fuente al bosque de nuevo hasta Coll de Bracons.
El descenso con cuidado de no resbalar, la nieve se torna pastosa y el hielo más mojado. Por lo demás todo disfrute poniendo fin así a esta bonita y fría jornada por montaña del Prepirineo Catalán. 

[Detalles del paseo de vuelta]

[Precioso entorno con la nieve]

[Llegando a Coll de Bracons. Hasta la próxima!]